Errores de emprendedores | ¡10 acciones que debes evitar al emprender!

0
188

Es de noche, estás en tu escritorio y la hoja aún sigue en blanco. Te dices a ti mismo: «mañana seguro tendré alguna idea». Y justo cuando vas a irte a la cama ¡llega la idea que estabas esperando! Antes de lanzarte como gorda en tobogán, te daremos los siguientes tips para evitar los típicos errores de emprendedores novatos.

Resulta que en la emoción del nuevo proyecto, puede que pasemos por alto muchas cosas acciones y actitudes que tendríamos que tener al emprender. ¡Vamos, que no se ha visto un emprendedor exitoso que no sea creativo ni un poquitín arriesgado! Sin embargo, como emprendedor ya sabrás que los errores son los mejores maestros.

Hoy, en Experiencia Joven, te vamos a compartir los 10 errores de emprendedor más recurrentes para que aprendas qué NO hacer cuando comiences tu propio negocio. ¡Acompáñanos!

Los 10 errores de emprendedores más comunes

1. Errores de emprendedores Vol. 1: ¡no comenzar!

Errores de emprendedores Vol. 1: ¡no comenzar!

Como papá/mamá orgullos@, has ido afinando tu idea de negocio. Pero cuando llega el momento de dejarla dar sus primeros pasos en el mundo real, te achantas y te dices «quizás no es tan buena como pienso y a nadie le va a interesar».

Este es probablemente uno de los errores de emprendedores más comunes: ¡el miedo a tomar riesgos o la creencia de que no tienes madera para emprender! Pero lanzarte a la aventura del emprendimiento es ver el fracaso a los ojos y decirle: «aunque sé que existes, ¡no te tengo miedo!». Prepárate bien y no dejes que nada te detenga.

2. No conocer tu mercado es casi un pecado

No conocer tu mercado es casi un pecado

Según las escrituras sagradas del emprendedor, saltar al agua sin conocer quién es tu cliente, qué problema le estás ayudando a resolver, quién es tu competencia y cómo puedes diferenciarte de ella te puede dar un pasaje directo al Infierno.

Bueno, quizás estamos exagerando, pero la verdad es que si decides emprender debes conocer los actores y problemáticas comunes de tu sector. Esto te permitirá crear mejores estrategias para comunicar  a tus clientes qué ofreces, por qué eres diferente y por qué puedes atenderlos mejor que nadie.

Y ya que estamos aquí, ¿qué tal si recibes un poco de ayuda para empezar con seguridad tu camino emprendedor? Y aún mejor, ¿qué tal si lo haces mientras viajas y descubres las tierras de Canadá? Las aventuras más arriesgadas suelen dar los mejores resultados. Checa esta experiencia y descúbrelo por ti mismo.

3. Parálisis por análisis

Parálisis por análisis | Errores de emprendedores

En el otro lado de la moneda está la parálisis por análisis.  Es decir, pensar demasiado y quedarte estancado. En el mundo en que vivimos, con la información yendo y viniendo desde todos los confines del Internet, es muy fácil terminar «intoxicados». Esto nos puede llevar a pensar que hasta que no tengamos calculado el más mínimo detalle, no estaremos listos para emprender.

Si bien te recomendamos que no debes saltar sin tener nada planeado, también es verdad que no debes esperar hasta tener un plan de negocios de 100 páginas. Y es que en la práctica descubrirás qué funciona para tu negocio.

4. Uno de los errores para emprendedores es intentar ser «el hombre orquesta»

Hombre orquesta | Errores de emprendedores

Aunque emprender solo es posible, es aún mejor cuando puedes un consejo a tus socios o delegar actividades a tus colaboradores. Transitar solitario por la jornada del emprendimiento, al ritmo de «my loneliness is killing me», puede ser algo desafiante. Así que siempre se llega más alto al trabajar en equipo.

Eso sí, recuerda que debes elegir socios que compartan tus valores, la visión de tu negocio y que puedan una perspectiva diferente a tu emprendimiento (esto es, evitar personas que se conviertan en una carga).

Por ejemplo, si tú eres un crack en administración pero se te dificulta la interacción con los clientes, puedes asociarte con alguien que tenga un perfil más comercial.

5. No dedicarle a tu proyecto el tiempo que se merece

No dedicarle tiempo a tu proyecto | Errores de emprendedores

En el emprendimiento, pocas frases son tan ciertas como «el que tiene tienda que la atienda». Y es que muchos toman sus proyectos como un trabajo de medio tiempo o un hobby.

La realidad es que si quieres llegar a vivir de tu propio negocio, debes trabajar con concentración, perseverancia y entrega para sacar a flote tu sueño. Para eso, debes ser consciente de que el negocio te demandará más de unas pocas horas al día. Básicamente, será tu nuevo trabajo.

6. ¿Felices los cuatro?

Errores de emprendedores

Una de las ventajas de tener un espíritu emprendedor es que en todos los problemas vemos una oportunidad de negocio:

  • que si a alguien le cuesta despertarse temprano, creamos un app con una alarma que solo se pueda apagar si se responde un acertijo;
  • que si a alguien le cuesta encontrar las llaves, creamos un GPS para objetos pequeños;
  • que si alguien por vergüenza no puede entrar al baño de la oficina, patentamos un inodoro que cada vez que se use perfume el ambiente… Bueno, ya nos entiendes.

Con tantas ideas que quisiéramos liderar, a veces trabajar en muchas cosas a la vez no es la mejor idea. De hecho, dividir tu atención en proyectos simultáneos no solo es una amenaza a la productividad, sino que, en los peores casos, puede llevarnos al burnout.

Enfócate en la idea que más te guste y tenga los mejores pronósticos, ¡ahí seguramente tendrás más éxito! Una vez tengas consolidado ese negocio, puedes evaluar si es oportuno ir por tu segundo emprendimiento. Aquí la palabra mágica es: foco.

7. Enamorarte de tu idea es el pez gordo de los errores de emprendedores

Enamorarte ciégamente de tu idea | Errores de emprendedores

Todos nos hemos enamorado, ¿verdad? Cuando nos pasa sentimos que esa persona es la indicada, que debemos insistir cuantas veces sea necesario para tener una bonita relación y que, a pesar de los errores, esa conexión especial siempre prevalecerá.

Pero dejarte flechar por Cupido en el ámbito de los negocios es uno de los errores al emprender más comunes ¡y peligrosos! Si te enamoras ciegamente de tu idea, nos podrás ver con claridad las debilidades y limitaciones de tu proyecto. Mucho menos podrás tomar decisiones centradas y realistas… ¡solo para no hacer sentir mal a nuestro chiquito especial!

8. No ser flexible

No ser flexible | Errores de emprendedores

El mundo moderno está en cambio y evolución constante. Por tanto, crear una estructura sin espacio para el cambio es como firmar una sentencia de muerte en el ámbito empresarial.

Bien dicen por ahí que la rigidez es buena para las piedras, no para las personas. Y es que con las novedades en las tecnologías, en las formas de trabajo y en las necesidades de los consumidores, más vale estar preparados para adaptarse que desaparecer.

9. Enfocarse en ser grande, no sostenible

Enfocarse en ser grande, no sostenible

No podíamos dejar por fuera de nuestro listado de errores de emprendedores más comunes el que sería el opuesto al Santo Grial de los negocios: soñar con la grandeza en lugar de la sostenibilidad.

Lo que ocurre es que muchos emprendedores se plantean objetivos aspiracionales, no realistas. ¿Te suena conocido alquilar grandes oficinas para colgar el nombre de su empresa en la pared o invertir en publicidad para aumentar el número de seguidores en redes sociales?

Ten en cuenta que lo primero es asegurar la operación de tu empresa, incluso en los momentos de crisis, antes de esforzarte porque conozcan tu negocio hasta en la China.

10. Flujo de caja, deudas con acreedores e inversionistas, ¿WTF?

Flujo de caja, deudas con acreedores e inversionistas

Y en relación con lo anterior, andar en bermudas y descansar en hamacas es la parte cool del emprendimiento pero, ¿no estamos olvidando algo importante? ¡Claro, el dinero! No por andar cantando «Money, get away» de Pink Floyd de verdad vas a estar espantando el dinero de tu negocio: ¡esto es lo que asegurará su supervivencia!

En tus primeros pasos como emprendedor deber asegurar el flujo de dinero para costear los gastos de operación, pagar tus deudas y asegurarte un salario. Asimismo, puedes plantearte la posibilidad de aliarte con un inversionista y escalar tu negocio.

También debes tener en orden todos tus gastos y separarlos com-ple-ta-men-te de tus gastos personales. Esto es crucial para tener éxito en el emprendimiento.

Bonus track: ¡Prepárate y conócete a ti mism@!

Prepárate y conócete a ti mismo

Emprender en algo que no te apasiona cuesta algo más que dinero, ¡cuesta felicidad! Entonces, si vas a dedicar numerosas horas al día trabaja en un proyecto donde te sientas creativo, realizado y feliz.

Y puede que en este punto estés diciendo: «emprender parece mucho trabajo y tal vez no sea para mí». Créenos, te entendemos. Pero la buena noticia es que, como te dijimos antes, ¡no tienes que pasar por esto solo!

Nuestros amigos de GrowPro Experience han creado valiosas experiencias que te ayudarán a encontrar tu verdadera pasión en medio de viajes, aventuras y aprendizajes en países como Australia o Canadá. ¡Si te suena la idea, haz clic en los enlaces de abajo para conocer más sobre esta oportunidad!

Emprender es un camino arduo pero no imposible. Requiere lo mejor de ti, pero a cambio, te dará gran satisfacción. Ver a tu pequeño proyecto tomar forma, atender a sus primeros clientes e ir creciendo poco a poco, ¡qué orgullo!

Y para hacerlo de la forma correcta, ya conoces algunos de los errores de emprendedores más comunes así que no habrá nada que te detenga. ¡Ve por todo!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here